RSS

La carta de hoy es El Arcano sin Nombre, la energía de la carta de hoy dice: llegado el momento de cortar, de hacer el cambio.
¿Representa esta carta a la muerte?, de ninguna manera, la figura esta muy viva y va haciendo su trabajo rapidita.
Si la comparamos con la carta El Loco vemos varias paradojas
1º El Loco no tiene numero y el Arcano XIII no tiene nombre
2º los dos van igual de rápidos en sus acciones
3º moviéndolos un poquito uno parece la radiografía del otro
Veamos que esta cortando: cabezas, manos y pies, las cabezas llevan corona (mando).¿que dos personas hay que ejerzan mando sobre nosotros? ¿?los reyes? no, los reyes no te conocen de nada, ¡los padres!,en un sentido, (pues el Arcano XIII como todas las demás tienen varios sentidos y varias lecturas) dice que tenemos que cortar las cabezas de nuestros padres, ¿en que sentido? en el de aquellas cosas que nos inculcaron de pequeños, que eran buenas a sus ojos, y a nosotros nos han fastidiado o condicionado la vida, nos han dejado anclas, miedos.
manos y pies = no vayas, no toques
miedos, manías, temores = hay que cortar
Otra lectura mas banal y no por ello menos verdadera ¿tengo que comprarme ropa?
pues como no cortes (revisar lo que no nos ponemos en los dos últimos años y que no nos pondremos en los dos próximos, cogerlo y tirarlo todo recuerde lo que nos recuerde)
no te va a caber en el armario
Va de izquierda a derecha (avanza), corta con el pasado, lo limpia, lo poda, allana el camino, quita lo que molesta.
Hagamos una comparación con la carta de ayer, El Colgado esta parado, El Arcano sin Nombre va rápido. Cuando las cartas ascienden (del 12 al 13) la cosa va mejor que cuando descienden (del 13 al 12) del 12 al 13 pasamos de estar parados, preparando, organizando (las manos del colgado detrás, la luna y el sol en sus cabellos) al movimiento, la realización del objetivo (Arcano XIII), pero cuando es al revés (primero el 13 y después el 12), después de que nos hemos precipitado (no hay ninguna carta antes) viene el parón resultante.
Patricio

Deja un comentario