RSS

Esta es la pregunta maldita, la que cuando te hacen, te ponen en un aprieto, estás barajando y rezando a la vez: que salgan buenas cartas, si no, ¡no veas que mal rollo!

Cuando tiras cartas, antes de entrar en detalles, ya ves si la tirada te gusta o no, y esta fue la que me salió en una ocasión contestando a esa pregunta.

Así, de buenas a primeras, lo primero que se me ocurre, El Sol, la pareja espera que él vuelva y viene desorientado, ¿borracho?¿de fiesta?¿perdido?, viene sobre el agua, el otro está en tierra, amigable, pero de repente ¡ah! ¿y esa cola?.

El Juicio al revés, al darse cuenta del trozo de cola que le cuelga como a los diablillos de la carta siguiente le arma una bronca de la ostia, El Diablo, la cosa está clara, este, de donde viene es de una casa de “pilinguis”.

Profundicemos un poco más, la tirada sigue sin gustarme mucho para esta pregunta, me centré en El Sol, una carta de inteligencia,  fuerza, ayuda, satisfacción, amistad, pero también de orgullo, vanidad, soberbia, si, desde luego que defiendo el ego, es tremendamente necesario, pero en su medida, mejor un poco para arriba que para abajo, ahí ya se que no todos estamos de acuerdo, y a veces pensar que “no funcionas” y resulta que con otra persona si que funcionas, pues a veces, se hacen cosas indebidas, pero por otra parte, ¿indebidas, para quien?, ah, para el resto del universo, pues me importa un pito, eso es lo que dice el arcano, ¡Soy El Sol!

A continuación, El Juicio al revés, El Juicio, con Los Enamorados, son dos cartas de comunicación, en la carta se ve a varios personajes a una misma altura, y con algún tipo de mensaje, pues las dos tienen un ángel arriba, recordar que la palabra ángel en el original significa “mensajero”, nos habla de malas compañías, discusiones tremendas, injusticias hacia terceras personas, y de desvalorización de todo un poco, hasta de los conceptos.

Y por último El Diablo al revés, ¡ostia!, si me sale esta para irme de fiesta, la cosa se ha complicado y alguien se ha pasado tomando algo o haciendo algo fuera de lo previsto, las borracheras que pillaba mi amigo Juan Antonio cuando tenia algún fracaso sentimental, tenia los ojos azul claro y cuando la pillaba, todo el ojo se le ponía blanco, ¡ostia!, daba yuyu,  hablaría en este caso de engaño, dinero escondido, relaciones turbias.

Ten en cuenta algo importante, la persona que tienes delante te ha pagado para que le leas las cartas, no para que le des demasiados rodeos, y claro, si va al marido. y le dice, se que te has ido de “pilinguis” porque me lo ha dicho el tarotista, igual viene de su casa y me machaca a palos, todo un dilema.

¿Cómo ves tú la lectura, la situación? ¿Cambiarias algo? ¿Qué si hay mas lecturas? Pues claro, pero ten en cuenta la pregunta.

Patricio

 

Deja un comentario