RSS

Este escrito es un clásico en mi forma de ver el Tarot, pasando de lo aparente a lo misterioso, recordad que arcano significa secreto, y cada carta tiene varios secretos que están a la vista, pero hay que verlos.

Muchas veces, estando con mas personas, y sale el tema del tarot, suelen haber varias coincidencias en cuanto a cartas que no gustan, entre ellas, casi siempre el Arcano sin Nombre, la ven y los comentarios normales suelen ser ¡La Muerte! ¡mal rollo! ¡esta si que da miedo!

Cambiamos de carta y analizamos el Arcano La Fuerza, esta sí que da buen rollo, casi siempre, la cara de la persona se relaja, ¡una mujer dominando a un león! , esa si que suele gustar siempre, o por lo menos no causa una sensación negativa, claro, es la Fuerza

Analicemos las cartas desde otra perspectiva, El Arcano sin Nombre, no es un esqueleto seco, es una forma viva que está realizando una labor, ¿cortando a diestro y siniestro sin consideración ninguna? De ninguna manera, para bien, y la mayoría de las veces con cuidado, no agresivamente, sino con amor, te lo dice el pequeño corazón azul, perfecto, que tiene en la cintura, o sea que la que da miedo es la única carta del Tarot que tiene corazón, curioso.

La Fuerza, esa carta tan utilizada en rituales oscuros ¿Cómo es eso posible?, hagamos un comparativo con una cita del Apocalipsis a ver si hay algún paralelismo.

En Apocalipsis 13: 16-18 Y hacia que todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les pusiese una marca en la mano derecha o en la frente; y que ninguno pudiese comprar ni vender, sino el que tuviese la marca o el numero de su nombre.

Aquí hay sabiduría, El que tiene entendimiento, cuente el número de la bestia, pues es número de hombre y su número es seiscientos sesenta y seis.

Si analizamos el arcano La Fuerza vemos algo muy curioso, la Dama tiene seis dedos en su pie, seis picos en su sombrero y la bestia 6 dientes en su mandíbula superior ¿será casualidad? Creo que en tarot todo tiene un sentido, un porque, no hay nada por casualidad, siempre es por algo, realmente curioso, da que pensar

Patricio

 

 

 

Deja un comentario