RSS

¡¡Aggg!!, ¡¡ha salido La Torre!!, ¿y que pasa?, a esta carta se la asocia demasiado con cuestiones negativas o catástrofes olvidando que todos los arcanos tienen una parte positiva y una negativa, aunque también es uno de los puntos de cuadratura de la estructura interna del Tarot, sin olvidar su relación con la alquimia y de paso con la masonería, puntos de vista desde los que quiero abordar un poquito hoy el arcano, pues en contra de la opinión de otros autores, creo que están profundamente relacionados, aunque por otra parte, en la discrepancia está la gracia, y es una buena forma de aprender.

Lo primero es el asombroso parecido que tiene La Torre al atanor alquímico, el cual he dibujado de forma mediocre,  ese horno donde se mezclaban y fusionaban los elementos, una torre de color carne, curioso color, ¿será una coincidencia? con un alma parecida, donde también se fusionan otros elementos, nuestros sentimientos.

Recordar unos principios para comprender estas cuestiones, la palabra química es de origen árabe, es la palabra al-kimia, curioso, ¿verdad?, los antiguos alquimistas dentro de sus pruebas químicas no eran solo metales o sustancias lo que mezclaban, cada una de ellas tenía también un sentido simbólico, y si de las mezclas en diferentes partes proporcionales, salía un resultado, asimismo en nuestra alma, según que proporciones de afectos o sentimientos negativos o positivos mezclemos, también saldrá un producto. Que se reflejará en nosotros.

Tenemos que tener en cuenta, que en la estructura interna tanto a nivel matemático como hermético el Tarot es en si mismo una construcción completa, asimismo asocio este arcano en concreto con la tradición hermético-alquímica, pero no solo ligado a órdenes caballerescas y guerreras, si no también a las órdenes de constructores y artistas, con lo que aparte del compás que lleva El Emperador en su casco, signo inequívocamente masón, aquí estaría todavía mas claro, en todo su esplendor, recordamos el significado de la palabra masón = albañil, y el concepto que tiene la masonería del creador = el gran arquitecto.

Observamos que La Torre es vertical, por lo tanto se puede asociar a la pirámide, el zigurat, la escalera o el obelisco, con la verticalidad del eje del mundo, siendo así un símbolo del poder constructivo del hombre, aunque este punto en su parte negativa podría estar relacionado con la soberbia y la vanidad humana, típicos síntomas que tenemos cuando nos van bien las cosas, sobre todo cuando hemos alcanzado alguna especie de cima ilusoria, pudiendo ser perfectamente una de las lecturas, en ese caso la relacionaría con la torre de Babel y La Rueda, si, esa que gira, ¿dónde estás?, ¿arriba?, bueno, ten cuidado o mas dura será la caída.

Tarot y al kimia están íntimamente ligados, solo hay que adentrarse para descubrir, ¿unas simples imágenes?, esto es solo lo que parece.

Patricio

 

Deja un comentario