RSS

Esto es lo que sería la Emperatriz invertida en su punto mas negativo, teniendo en cuenta que las cartas no tienen sexo, con lo cual podría ser el mala puta, aunque es mas conocido como hijo de puta, es curioso los sinónimos que tiene esta palabra en diversos países, la que me ha resultado mas curiosa es: la concha de tu madre, todavía sigue haciéndome gracia cuando la oigo, porque mi madre tiene una concha de mar, la recuerdo desde siempre, y claro, siempre pienso en ella cuando oigo esa frase.

¿A que tipo de personaje me refiero con mala puta?, no es el abusador, el déspota, o el maltratador, esos tienen otras cartas invertidas, no, la mala puta es otro tipo diferente.

Es la que traiciona tu confianza sin mas, y como te ha traicionado te odia, esto lo enseñan los mismos que inventaron el karma, es la que te miente para sacar un provecho, la que asciende sin importar pisar a los demás, la que te hace trabajar para después negarte tu dinero con las excusas mas inverosímiles, la que abusando de su posición te humilla, la que solo ha sido tu amiga cuando has tenido y cuando has carecido hace como si no te conociese, la que manipula del modo mas despreciable, mezclando una mentira entre dos verdades conocidas, para que así entre mejor.

La que sabe que como no está cometiendo ningún delito, aprovecha esa circunstancia para hincar su veneno donde le place en ese momento, la que su felicidad es tu infelicidad, se rie de tu desgracia.

¿Y que hacer?, no puedes hacer nada, el karma se ocupará en su debido tiempo, menos mal que no creo en el karma desde el punto de vista occidental, los que inventaron este concepto dicen también: si cada vez que te muerde la serpiente te apena maltratarla, acabará matándote, y si les digo que conozco algún tipo de sortilegio me dirán, pues tonto eres si no lo utilizas, en el fondo eres su víctima por un motivo, porque tiene tiempo, a lo mejor si le surgen otro tipo de problemas tiene menos tiempo y te olvida.

Me río de otro tipo de alejamientos, tan probados sin resultado,, tan caros y tan inútiles, una buena maldición a medio plazo puede solventar muchos inconvenientes.

¿Por qué digo a medio plazo?, porque si es a corto seguro que te precipitas y la cagas en algo, después decimos de los rebotes, claro, por hacer las cosas mal.

Este tipo de argumentación la hago vestido de Diablo, si me hubiese vestido de Templanza mi argumentación hubiese sido diferente.

Patricio

 

Deja un comentario