RSS

Si hay un día que se corresponde con una carta es este día de hoy, el 1 de enero con el 1 de El Mago, el principio de algo, de algo que todavía está en embrión, tiene que desarrollarse, ¿será un año de  mas de lo mismo. o será un año especial?, de nosotros depende principalmente, aunque a veces, también de las circunstancias, este aprendiz de mago, que soy yo, voy a hacer un viaje disparatado por mis recuerdos, en forma de tarot y del típico deseo de dejar de fumar.

Recuerdo otros años, por las mismas fechas, pidiendo deseos, como un Loco, unos propósitos de renovación, dejar de fumar y ese tipo de cosas, para al día siguiente, “apalancarme” como La Sacerdotisa, un poco de reposo después de un buen meneo siempre va bien, y tranquilamente, cogiendo la llama de la antorcha del Diablo para saborear el cigarro que se que mas tarde o mas temprano acabaré fumando, y ese momento, lo disfruto, como la Emperatriz, ¡ostias!, ¡qué bueno está este primer cigarro del año!.

Recuerdo a mi amigo Amadeo, ¡si señor! Con un par de….!, sigue sin fumar, ¡y hace ya dos años!, cuando le pregunto me responde: siempre tienes ganas de fumar, es la lucha diaria, le recuerdo al principio de su promesa, firme, como El Emperador, la semana siguiente la llevaba mas o menos bien, como Los Enamorados, miraba de relacionarse con personas no fumadoras para ayudar en el propósito, al cabo de 15 días, se sentía como El Colgado, y en alguna ocasión, por la noche, igual que El Ermitaño, buscaba a ver si por casualidad hubiese algún cigarro perdido por ahí.

Estando en la cama, llegó a pensar en mover El Esqueleto, coger El Carro e ir al bar La Torre, que cierran a altas horas de la noche, mas o menos cuando La Luna está en su cénit, incluso alguna vez, a mediodía, cuando El Sol estaba en su máximo esplendor, entonces el bar que pillaba mas cerca de casa era uno con un letrero en forma de Estrella, aunque este tenia un pinta un poco sospechosa, la dueña iba con muy poca ropa, igual era un bar de “pilinguis” vete a saber.

Hubo momentos de gran angustia, pensaba que iba a perder El Juicio, solo cerrar los ojos visualizaba un cigarro, el humo, el aroma, la bocanada, ¡Mmmmmmmm! ¡para morirse de gusto! Pues entonces, haz como el Papa, marca el camino, controla tu respiración, serénate, como Templanza, busca el equilibrio como La Justicia, no lo tires todo por la borda, aguanta un día mas, un día es una victoria, es Un Mundo”.
Viendo a Amadeo, llego a una conclusión, no tengo su Fuerza, no tengo voluntad, soy como La Rueda, ahora pienso esto y al cabo de media hora no tengo ni idea de cómo he podido ser capaz de pensar tal cosa

De un aprendiz de mago que está un poco loco. Feliz año nuevo

Patricio

Deja un comentario